domingo, 23 de enero de 2011

Las "medias verdades" del President Camps

PRE_mentiroso_jpg_874778526.jpg


Es harto conocido que no hay peor mentira que una verdad a medias, y esta práctica parece ser la especialidad del Presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps.


Durante su intervención en la Convención Nacional que los populares están celebrando este fin de semana en Sevilla, se le ocurre al Molt Honorable President Camps decir una “media verdad”, por no calificarla directamente de mentira descarada, consistente en asegurar, por enésima ocasión, que el Gobierno Valenciano es el que más invierte en Sanidad de todo el Estado Español. Si este señor estuviera como participante en ese programa en el que una persona se enfrenta a un montón de preguntas, y según la respuesta se escucha una voz en off retumbante y solemne que dice si la respuesta es falsa o verdadera, en dicha Convención del PP se habría escuchado en la sala y a todo volumen un rotundo “ESO ES MENTIRA”.


Si, mentira, porque aunque Camps saque pecho diciendo que su Gobierno invierte el 40% de los Presupuestos anuales de la Generalitat en sanidad, y es cierto que en esos términos es el que más invierte, no es menos cierto que en euros contantes y sonantes, nuestra Comunidad se sitúa a la cola del estado español, año tras año, con una inversión aproximadamente menor de 200 euros respecto a la media de lo que invierten el resto de Comunidades Autónomas, y muy lejos de los 500 euros de las que más invierten que son el País Vasco y Navarra.


Y para mayor desfachatez, si cabe, se permite glosar la “bondad” del modelo Alzira de gestión privada de la sanidad, del que asegura, como si de un dogma de fe se tratara, ya que no aporta pruebas, que resulta un 30% más barato para las arcas públicas, además de ser más eficaz y más eficiente. Si eso fuera cierto, cabría pedir responsabilidades a este dirigente político que, en tiempos de crisis, permite que la mayoría de la sanidad pública valenciana dilapide un 30% más de recursos públicos al no hacer extensivo y universal este sistema de gestión tan “bondadoso” a la gestión de toda la sanidad públiva valenciana.


Presidente Camps, no nos tome por tontos a los ciudadanos y ciudadanas de la Comunidad Valenciana, y póngase a trabajar de una vez, desde sus competencias, en lo que realmente interesa que es disminuir el paro galopante que se ceba especialmente en esta región, y de la que usted, y su política de derroche son, entre otros factores externos, absolutamente culpables.